Siguiendo a: Chris Cornell

by • 20 Mayo, 2017 • Columnas, Especiales, MúsicaComments (0)323

Podría decirse que el “grunge” ha muerto. La noticia de la muerte de Chris Cornell el pasado 18 de mayo tuvo un gran impacto, tanto para los sectores “underground”, como para la mayoría de medios masivos, pues representa algo más que una pérdida en el entorno musical.

Uno de los fundadores de Soundgarden, guitarrista y cantante, fue encontrado muerto en su habitación de hotel en Detroit a los 52 años tras un concierto en esta misma ciudad. Lamentablemente, el último concierto.

Para muchos, el grunge se caracterizó (o caracterizará) como un género estruendoso, con mucha energía, alto contenido de distorsiones, mezclado con partes muy calmadas y con letras cargadas de sentimiento. Pero para poder entender el por qué de este género, debemos ubicarnos en los suburbios y clase trabajadora de Seattle, sobre la década de los 80’s, cuando el “Glam Metal” de bandas como Poison, Motley Crüe o Bon Jovi estaban sonando fuerte y bonito.

Así como ocurre en muchos géneros, el grunge surge de una ideología rebelde, con ganas de denotar el sentir de una comunidad joven, harta de que se le vendiera la parte bonita de la historia. [harta de escuchar únicamente la parte bonita de la sociedad americana]

Los principales estandartes del grunge son Pearl Jam, los mismos Soundgarden, Alice in Chains y, por supuesto, Nirvana. Y cuando ponemos atención a las historias de sus principales caras, podemos hacernos a la idea del por qué de sus letras.

Podemos recorrer la vida y obra de Kurt Cobain y entender que la soledad más carbona intensa es la que está en tu cerebro, donde convergen todos tus demonios, miedos e inseguridades y donde nacen tantas canciones poderosísimas como “Rape Me”, “In Bloom” y el himno “Smells Like Teen Spirit”. Lo mismo ocurre con Eddie Vedder, tan solo escucha “Jeremy” si no lo has hecho ya.

Otro ejemplo, Layne Staley, de Alice in Chains, quien también fue hallado muerto, a los 34 años, en su casa por sobredosis. Sin duda debes escuchar “Man in the Box” o “Would?” y si ya están encarrerados, échense el Unplugged de esta bandota.

No podemos negar el legado que deja Chris Cornell en canciones como “Black Hole Sun” o “Fell on Black Days” así como “Like a Stone” con Audioslave,

Hay algunos aspectos comunes en las historias de Kurt Cobain, Laney Staley y Chris Cornell, que los llevaron a quitarse la vida incluso en medio de la fama con la que muchos sueñan. La muerte de Cornell marca el fin de una era en el grunge, la muerte de los precursores del género, el parteaguas que da comienzo a una nueva generación.

Te recomiendo el documental “Hype Grunge”, chécalo aquí:

Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0

Noticias relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *